El padre Angel pide a los diputados que quiten las cuchillas en las fronteras de Ceuta y Melilla

599

El presidente de Mensajeros de la Paz visita el Centro de Estancia Temporal donde afirma haber visto muchas caras de felicidad.


Madrid, 9 de abril de 2014

 

El padre Angel, presidente de Mensajeros de la Paz, apoyado por varias organizaciones ha enviado una carta a los grupos parlamentarios en la que pide a los diputados que hoy debatirán sobre la inmigración en el Congreso que retire las cuchillas, que no las vallas, que hay en las fronteras de Ceuta y Melilla.

 

Mensajeros se une a la petición  que en este mismo sentido, “realizaron personas de instituciones tan prestigiosas como la Defensora del Pueblo, doña Soledad Becerril, el Director de Inmigración de la Comisión Europea o el Arzobispo de Tánger Monseñor Agrelo y la Conferencia Episcopal Española”, así como la Comisión Europea de Ayuda al refugiado. “Todos –señala en su carta- han condenado expresamente las cuchillas, incluso en Madrid la Comisaria Europea de Cooperación Internacional,  Ms. Cristalina Georgieva”.

 

El padre Angel señala que “humildemente y como el Papa Francisco ha dicho varias veces  de rodillas le pedimos que retiren las cuchillas, que cortan”. “No pedimos –afirma- que retiren ni los muros ni las vallas u otras medidas”.

 

Mensajeros de la Paz estará siempre al lado de cuantas iniciativas sirvan para mejorar la vida de estos hombres que sólo buscan unas dignas condiciones de vida.

 

La ONG Mensajeros de la Paz, en sus más de 50 años de labor social y humanitaria, ha trabajado en numerosas iniciativas y proyectos de acogida, ayuda e inserción de inmigrantes, y en la defensa de los derechos humanos de aquellos que por cualquier motivo se ven obligados a abandonar su tierra en la legítima aspiración de buscar una mejor existencia para ellos o sus hijos, o de salvar su vida a causa de la pobreza, la guerra, o la persecución. Mensajeros de la Paz también atiende a desplazados y refugiados por desastres naturales y conflictos bélicos trabajando por mejorar sus condiciones de vida.