Éxito del Aula TIC: 64 alumnos con discapacidad intelectual formados en tecnologías de la información y la comunicación

595

Como vía para su integración social y laboral

 

Fundación Konecta y Fundación Síndrome de Down de Madrid (Down Madrid) han clausurado una nueva edición de este programa, cuyo objetivo es evitar la “infoexclusión”.

 

Fundación Konecta celebra en 2015, 10 años de vida dedicados a impulsar iniciativas para favorecer la inserción de colectivos en riesgo de exclusión, en colaboración con otras instituciones y empresas.

 

Madrid, 25 de junio de 2015. Por séptimo año consecutivo, Fundación Konecta y  Fundación Síndrome de Down de Madrid (Down Madrid) han celebrado una nueva edición de Aula TIC, de la que ya se han beneficiado un total de 64 alumnos con discapacidad intelectual. ¿Su objetivo? Eliminar la brecha digital y evitar la “infoexclusión”, una necesidad prioritaria en la sociedad actual donde las nuevas tecnologías influyen cada vez más en la manera en que nos relacionamos con el entorno.

Este programa permite a personas con discapacidad intelectual acceder a tecnologías de la información y la comunicación fomentando su autonomía e independencia. Centrada en el uso correcto de algunos de los canales de comunicación más comunes en la actualidad como el email, las redes sociales y el WhatsApp, la formación ha vuelto a tener lugar en un aula cedida por la Universidad Complutense de Madrid, ofreciendo así la oportunidad a los participantes  de vivir esta experiencia desde las aulas universitarias.

Para Elena Escalona, directora general de Down Madrid, es necesario contar con el  esfuerzo tanto de los alumnos como de los profesionales para conseguir la inclusión de las personas con discapacidad intelectual en la sociedad de la Información. Además, subrayó “el valor del apoyo de las instituciones, que hacen posible este proyecto: la Universidad Complutense de Madrid y la Fundación Konecta, instituciones que con su ejemplo ayudan a que otras también se unan a este tipo de iniciativas”.

Por su parte, Graciela de la Morena, directora general de Fundación Konecta, ratificó el orgullo de esta Fundación por el apoyo y los resultados de este proyecto: “Somos conscientes de que hoy en día todos dependemos de las nuevas tecnologías para relacionarnos, por lo que es indispensable estar preparados para usarlas correctamente. Además, esta iniciativa se enmarca en nuestro objetivo de contribuir a la eliminación de barreras, y junto con Fundación Síndrome de Down y la Universidad Complutense lo estamos consiguiendo. Este año llegamos a nuestro décimo aniversario y, al igual que en nuestros inicios, todos los que formamos parte de Fundación Konecta seguimos volcando en cada nuevo proyecto toda nuestra ilusión, la misma que han demostrado los alumnos participantes en Aula TIC a lo largo de este año, trabajando duro para aprovechar esta oportunidad”.

La clausura del curso académico estuvo a cargo de Carolina Fernández-Salinero Miguel, Secretaria Académica de la Facultad de Educación de la Universidad Complutense de Madrid, quien afirmó que la relación que se ha establecido entre organizaciones como Fundación Konecta y Síndrome de Down Madrid y la UCM es una oportunidad para que estudiantes universitarios y personas con discapacidad intelectual puedan realizar actividades conjuntas y aprendan unos de otros, afianzando relaciones de solidaridad, trabajo y formación. Asimismo, apuntó que para la Facultad de Educación es una oportunidad de buscar lazos de colaboración en el ámbito de las prácticas curriculares de los estudiantes y de la actividad investigadora que se está llevando a cabo en el campo de la Educación Especial, por lo que mantener este tipo de relaciones resulta ventajoso para todos. Y no quiso olvidar el importante papel que juegan las familias para la consecución de este tipo de objetivos educativos. Finalizó su intervención dando la enhorabuena a todos los graduados y graduadas y clausurando el curso académico 2014-15.

Aula TIC es un ejemplo más de la labor que realiza la Fundación en pro de la inserción laboral de las personas con discapacidad, junto a la creación de la Cátedra de Investigación para el Fomento del Emprendimiento de las Personas con Discapacidad en la Universidad Rey Juan Carlos (URJC) o el Programa de Becas para alumnas con discapacidad llevado a cabo conjuntamente con la Universidad de Sevilla.