Los recortes sanitarios afectan más a las mujeres

2037
Infografía La salud de las mujeres de Médicos del Mundo
La desigualdad entre hombres y mujeres, y las distintas formas de violencia contra las mujeres, repercuten negativamente en la salud física, mental, emocional y social de éstas.

13 ONGs denuncian desigualdad y deficiencias en los servicios de salud sexual y reproductiva españoles

Los recortes sanitarios afectan de manera especial a las mujeres a la hora de recibir atención médica. Ésta es la principal conclusión del informe “Deficiencias e Inequidad en los servicios de salud sexual y reproductiva en España” elaborado por Médicos del Mundo con el apoyo de 12 organizaciones, que también refleja que las mujeres duplican a los hombres en los casos más severos de cuadro depresivo, enfermedad que presenta más del 15% de la población de España.

La reforma sanitaria de 2012 que golpeó con fuertes recortes al Sistema Sanitario Público español -hasta entonces aplaudido a nivel europeo y mundial- ha derivado no sólo en una reducción de servicios sino en un agravamiento de las diferencias territoriales en la prestación de los mismos. Así lo denuncia un exhaustivo informe elaborado por Médicos en el Mundo, en el que han participado otras 12 organizaciones de derechos humanos de ámbito nacional e internacional, que pone de manifiesto la necesidad de incorporar una perspectiva de género en el ámbito de la salud y los derechos sexuales y reproductivos de las mujeres.

Una de los principales puntos del informe “Deficiencias e Inequidad en los servicios de salud sexual y reproductiva en España” es que, aunque las políticas de austeridad afectan a todos los sectores y capas de la población, repercuten en mayor medida a aquellos grupos más vulnerables y entre ellos, particularmente a las mujeres. Un ejemplo claro es el cambio en el acceso al Sistema Nacional de Salud que perjudica en especial a la población que no haya cotizado nunca. Como indica el informe, las mujeres, tradicionalmente relegadas al ámbito privado, son las más afectadas por la introducción de este cambio.

“Es necesario un enfoque de género en el ámbito de la salud porque las que sufren en gran medida los recortes sanitarios son las mujeres que encuentran barreras para conseguir métodos anticonceptivos, son las que padecen más discriminación a la hora de acceder a tratamientos de reproducción asistida –más incluso si no se cuenta con una pareja varón- o las que tienen que recorrer kilómetros para acceder a un servicio de aborto legal porque en su comunidad autónoma no llevan a cabo ese servicio sanitario”, asegura Beatriz Sagrado, vocal de Género y Derechos Humanos de Médicos del Mundo.

mapa-comunidades
Comunidades autónomas en las que existen centros de atención para víctimas de violencia sexual de género. Fuente: Informe “Deficiencias e inequidad en los servicios de salud sexual y reproductiva en España”

Con el objetivo de denunciar la ausencia de una necesaria perspectiva de género en la salud pública el informe incluye datos tan significativos como el hecho de que únicamente 9 de las 17 comunidades autónomas cuentan con recursos para la atención de víctimas de violencia sexual. También impactante es el dato que dicho informe refiere a la diferencia de frecuencia entre las diez enfermedades que la población mayor de 15 años edad declara padecer. Todas, excepto la diabetes (y los problemas de próstata), afectan en considerable medida más a las mujeres. Es más, como concluye el informe, las mujeres duplican a los hombres en los casos más severos de cuadro depresivo, enfermedad que presenta más del 15% de la población residente en España.

tabla
Fuente: Informe “Deficiencias e inequidad en los servicios de salud sexual y reproductiva en España” según los datos del Ministerio de Igualdad, Servicios Sociales e Igualdad (2014-4 y ss)

Por último, el informe también denuncia que el Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad habría reducido un 21.6% del presupuesto destinado a la prevención de la violencia machista, y un 18% en el caso de políticas de igualdad. Asimismo, expone las limitaciones de una aplicación desigual y casi nula de la “Estrategia Nacional de Salud Sexual y Reproductiva” que ha desembocado, entre otros, en una carrera de obstáculos en el acceso a los métodos anticonceptivos y una reducción drástica en la financiación de la prevención, diagnóstico y tratamiento de las infecciones de transmisión sexual.