Arde el campo de refugiados de Moria

1304
Arde el campo de refugiados de Moria
Las llamas devoraron el campo de refugiados de la isla de Lesbos.

Alrededor de 4.000 refugiados se vieron obligados a huir del campo de refugiados de Moria, en la isla griega de Lesbos, la tarde del lunes 19 de septiembre, a causa del fuego que se declaró en las dependencias del campamento sobre las 18h y que prácticamente lo dejó destruido debido a la virulencia de las llamas. El fuerte viento ocasionó que se extendieran con rapidez obligando a las autoridades a evacuar a alrededor de 150 menores sin acompañar a las instalaciones del centro de cogida de Pikpa, en las cercanías de la capital, Mitilene. Los varios miles de refugiados que escaparon del fuego se dirigieron hacia el puerto y las calles de la ciudad, donde durmieron a la intemperie.

Varios vehículos de bomberos se desplazaron a la zona consiguiendo apagar el fuego en el transcurso de la noche, aunque no pudieron salvar las instalaciones ni los recursos materiales de las diferentes ONGs que operan en el campo. Según testimonios de diferentes ONGs españolas que desarrollan su labor en Moria, se han perdido todos los recursos alimenticios del campamento y se necesita ayuda urgentemente para comprar alimentos no perecederos.

La tensión crece en la isla griega de Lesbos debido a que, en la actualidad casi 6.000 refugiados se encuentran atrapados allí desde la firma del acuerdo entre la Unión Europea y Turquía el pasado 20 de marzo, a pesar de que la isla tan solo dispone de plazas para 3.500 personas. Sin embargo, según fuentes de ONGs consultadas, siguen llegando balsas a las costas de Lesbos con refugiados que se juegan la vida para pisar suelo europeo, y que solicitan el asilo para quedar hacinados en los campos a la espera de que las autoridades resuelvan su situación, procedimiento que puede demorarse durante meses.